InicioActualidad de Redes CristianasUna Directiva indigna##Comunidades Cristianas Populares de Valencia

Una Directiva indigna -- Comunidades Cristianas Populares de Valencia

Publicado en

Comunidades Cristianas Populares

Las Comunidades Cristianas Populares de Valencia –CCPs- ya habíamos celebrado el “manifiesto” de Càritas y de Justicia y Paz, contra la propuesta de la Comisión de la UE, de autorizar la prolongación de la semana laboral hasta las 65 horas –conocida como la “directiva de la vergüenza”-.
Ahora nos satisface –como cristianos y como trabajadores- que el Parlamento Europeo, de mayoría “popular”, ha desautorizado y paralizado, en votación holgada, la decisión de hace unos meses de la Comisión, la iniciativa de la cual fue del primer ministro Brown, que preside un gobierno supuestamente progresista –laborista-, en la Gran Bretaña.

Por suerte -y en contra de todo pronóstico- la mayoría conservadora del Parlamento Europeo ha dicho NO a tal despropósito, que supondría, de hecho, volver a los tiempos del esclavismo. Y eso honra a los parlamentarios de las diversas opciones políticas, haciendo que eurodiputados españoles del PP y socialistas votaron juntos con los laboristas británicos y el resto de fuerzas de izquierda del arco parlamentario europeo.

Así se reconocía la conquista histórica de hace un siglo, de limitar a 48 horas, la jornada laboral, conseguida por la OIT –Organización Internacional del Trabajo. Medida reconocida por (casi) todos –fuera de los explotadores y los políticos que les prestan cobertura- como absolutamente necesaria, para conciliar la vida personal y familiar con la laboral.

Pero aún queda pendiente la reconducción de la política migratoria, unilateralmente dirigida a penalizar a los que se ven obligados a abandonar sus países de origen, huyendo del hambre, la miseria y la persecución política y se encuentran, además, en situación de precariedad jurídica, cuando no de declaración de “ilegalidad”.

Como cristianos y como ciudadanos discrepamos frontalmente de los que, llevados únicamente por sus intereses de ganancias económicas, ven en la persona humana factores de producción o de rentabilidad social y política. La dignidad de todo ser humano nos exige el respeto y consideración propias de tal condición.

Y nos complacería que nuestros pastores, tan atentos en trasladarnos doctrina, en otros temas de la vida social, se pronunciaran, también ahora y en relación al grave atentado que supondría para la dignidad de la persona humana, unas tales agresiones.

Valencia, enero de 2009
Comunitats Cristianes Populars de València –CCPs-

————————————————————————-
Una directiva Indigna
Les Comunitats Cristianes Populars de València –CCPs- ja havíem celebrat el “manifest” de Càritas y de Justicia y Paz, contra la proposta de la Comissió de la UE, d’autoritzar la prolongació de la setmana laboral fins a les 65 hores –coneguda com a directiva de la vergonya-.
Ara ens satisfà –com a cristians i com a treballadors- que el Parlament Europeu, de majoria “popular”, ha desautoritzat i paralitzat, en votació folgada, la decisió de fa uns mesos de la Comissió, la iniciativa de la qual fou del primer ministre Brown, que presideix un govern suposadament progressista –laborista-, a la Gran Bretanya.
Per sort -i en contra de tot pronòstic- la majoria conservadora del Parlament Europeu ha dit NO a un tal despropòsit, que suposaria ben bé, tornar al temps de l’esclavatge. I això honora els parlamentaris de les diverses opcions polítiques, fent que eurodiputats espanyols del PP i socialistes votaren plegats amb els laboristes britànics i la resta de forces d’esquerra de l’arc parlamentari europeu.
Així es reconeixia la conquesta històrica de fa un segle, de limitar a 48 hores, la jornada laboral, aconseguida per la OIT –Organització Internacional del Treball. Mesura reconeguda per (quasi) tots –fora dels explotadors i els polítics que els aixopluguen- com a absolutament necessària, per mirar de conciliar la vida personal i familiar amb la laboral.
Resta pendent, però, la reconducció de la política migratòria, unilateralment adreçada a penalitzar els qui es veuen obligats a abandonar els seus països d’origen, fugint de la fam, la misèria i la persecució política i es troben, a més, en situació de precarietat jurídica, quan no de declaració d’ “il•legalitat”.
Com a cristians i com a ciutadans discrepem frontalment dels qui, portats únicament pels seus interessos de guanys econòmics, veuen en la persona humana elements de producció o de rendibilitat social i política. La dignitat de tot ésser humà ens exigeix el respecte i consideració pròpies de tal condició.
I ens complauria que els nostres pastors, tan amatents en traslladar-nos doctrina, en altres temes de la vida social, es pronunciaren, també ara i en relació al greu atemptat que suposaria per a la dignitat de la persona humana, unes tals agressions.

València, gener de 2009

Comunitats Cristianes Populars de València –CCPs-

Últimos artículos

Dios está más allá de ser 1 y de ser 3. No es nada de lo que es. Es fuente de todo lo que...

fe adulta Mt 28,16-20 Es verdad que la Biblia dice que Dios hizo al hombre a...

La Confederación de Clarisas de España y Portugal se desvincula de Belorado: «No se puede ser clarisa fuera de la Iglesia»

Religión Digital A través de un comunicado que deja la puerta abierta si 'reconocen el...

Monseñor Iceta, obligado a dialogar con las clarisas de Belorado y convencerlas de quedarse en la Iglesia

Religión Digital El arzobispo de Burgos teme que tenga que decretar la excomunión de la...

Noticias similares

Dios está más allá de ser 1 y de ser 3. No es nada de lo que es. Es fuente de todo lo que...

fe adulta Mt 28,16-20 Es verdad que la Biblia dice que Dios hizo al hombre a...

La Confederación de Clarisas de España y Portugal se desvincula de Belorado: «No se puede ser clarisa fuera de la Iglesia»

Religión Digital A través de un comunicado que deja la puerta abierta si 'reconocen el...

Monseñor Iceta, obligado a dialogar con las clarisas de Belorado y convencerlas de quedarse en la Iglesia

Religión Digital El arzobispo de Burgos teme que tenga que decretar la excomunión de la...