InicioRevista de prensaespiritualidadLa Red Mundial de Comunidades Eclesiales de Base, un lugar privilegiado para...

La Red Mundial de Comunidades Eclesiales de Base, un lugar privilegiado para compartir la lucha por un Mundo más justo, más libre, más solidario y por una Iglesia más evangélica (Cfr. Lc. 11, 20) -- Juan Cejudo (España)- Gabriel Sánchez (Uruguay)

Publicado en

Moceop

Sólo lleva 5 meses funcionado esta pequeña Red Mundial de Comunidades Eclesiales de Base.
Cerca de 20 comunidades de localidades tan lejanas unas de otras como Montevideo (Uruguay), Madrid, Sevilla, Algeciras y Cádiz (España), Buenos Aires , Mar de Plata (Provincia de Buenos Aires), Salta ( En el Norte de Argentina), Bariloche en la Patagonia (Argentina), Temuco (Chile), Nava-Cohahuila (México), Baltimore-Maryland, Rokford-Illinois (EE.UU), Londres, Asunción (Paraguay), San Pedro de Sula (Honduras)…estamos compartiendo las preocupaciones por el Reino.

Siempre pensamos que el Reino de Dios, presente aquí y ahora, aunque no en plenitud, no es tanto un lugar, sino el ámbito de las relaciones humanas, en su niveles espirituales, psíquicos, afectivos, culturales, sociales, políticos y económicos…

Y que el resumen que hace Lucas en el libro de los Hechos (Hch 2,44-47 y 4,32-35) no sólo es aquello que es lo constitutivo de la comunidad de los discípulos de Jesús de Nazareth, sino una imagen escatológica del Reino…, valores que nos muestran que el Reino ya esta aquí en medio de nosotros.-

El detalle de compartirlo todo, de tomar lo necesario según las necesidades, parece el eco de palabras más antiguas (Ex. 16,16-20), forma parte del proyecto del Sinaí, que es retomado por la comunidad primitiva, como un valor del Reino…Pero este Reino está profundamente asociado a la vivencia comunitaria, a la justicia, al compartir y compartirse, al Amor que sale del corazón del Padre y del Hijo.

Un Reino que hay que ir construyendo con esfuerzo y con luchas colectivas de unos con otros en todas las partes del Mundo.

Así, durante estos meses, hemos compartido la lucha de los Chicos del Pueblo argentinos contra el hambre, con consecuencias de secuestros y violencia contra varios de esos chicos luchadores.

También hemos expresado nuestra solidaridad y apoyo a defensores de los derechos humanos represaliados y secuestrados en Argentina.

Hemos compartido desde España nuestra protesta e indignación contra la Directiva de la vergüenza europea contra los inmigrantes o apoyado la marcha contra el Hambre a nivel mundial.

También desde España hemos protestado contra el obligado desalojo del local social S. Cristóbal en Argentina. Igual que desde el Perú también han llegado las protestas por estos mismos hechos.

Desde España hemos compartido con todas las comunidades el envío de la Liturgia de los Domingos de las Benedictinas de Montserrat y el envío de una selección semanal de artículos de interés eclesial, social o político.

Las Comunidades de Honduras nos han hecho tomar conciencia de sus luchas contra la corrupción, con otros colectivos del país y la búsqueda de nuevas vías para el compromiso político y social.

Los compañeros de México han compartido con todos, sus reuniones de animadores de las CEBs que hemos apoyado desde otros lugares o el apoyo a las misas en lenguas indígenas. También desde otros lugares hemos compartido la lucha de los inmigrantes mexicanos en la frontera con EEUU.

Los compañeros argentinos nos han hecho llegar información amplia sobre su VIII Encuentro Latinoamericano de CEBs con asistencia de 17 países.

Desde muchos lugares hemos expresado nuestro rechazo a la concesión del Premio de la Paz al Presidente salvadoreño.

Hemos compartido también la lucha de los argentinos contra la situación del campo. Desde Paraguay nos han hecho llegar a todos su convocatoria en solidaridad con Bolivia.

Los mexicanos nos hacen llegar su preocupación por el aumento de desaparecidos, muertos y heridos provocados por las mafias del crimen organizado, o el problema de la Familia de Pasta de Conchos y el comunicado del Foro Nacional de los Movimientos Sociales mexicanos

Desde Uruguay, los compañeros nos envían casi a diario informaciones y artículos de prensa sobre las principales preocupaciones del pueblo, especialmente en los diferentes países latinoamericanos. Todos los grandes problemas que afectan al pueblo nos llega desde allí con mucha frecuencia.

También, artículos de opinión sobre comportamientos antievangélicos de la jerarquía que pretende enfrentarse al Referéndum del Ecuador con misas masivas de protesta en las plazas o sobre el obispo panameño Audilio Aguilar que ignora los destrozos medioambientales en Pataquilla por la Compañía minera o que expulsa a los claretianos que llevaban muchos años trabajando en la zona, comprometidos con el pueblo.

Igualmente son numerosos los artículos que nos hablan de los legítimos derechos de los pueblos indígenas, concretamente de los mapuches o sobre la deforestación del Amazonas.

Desde Haití hemos recibido información directa de la penuria y calamidades que el Pueblo sufre como consecuencia de los huracanes y la petición de ayuda a nivel internacional promovido por las CEBs y los Comités Oscar Romero.

Hemos caído con los hermanitos campesino e indoamericanos en Pando Bolivia, hemos luchado con las naciones indoamericanas en la Amazonia Peruano, defendiendo de las multinacionales y de Alan García, la vida allí sostenida, que es uno de los pulmones del mundo, hemos llorado y luchado con los hermanitos de Maryknoll, con la gente linda que pelea desde los asentamientos en Quilmes, con el esfuerzo de las comunidades de la martirial parroquia de Santa Cruz o en las calles de México, con las mujeres que reclaman basta ya de muerte, o los queridos hermanos que reclaman justicia desde Pasta de Conchos…, hemos palpitado con la lucha de España por la laicidad, por la Iglesia de las Comunidades Populares, por la libertad de los teólogos.

Casi sin darnos cuenta hemos comunicado el tiempo nuevo que ya viene y nos hemos ido transformando en una comunidad, sin distancia, sin tiempo, dispuestos a estar allí, junto a la sangre y la carne de los que luchan por un mundo más justo, más humano y más fraterno…

Son muchas las informaciones llegadas con motivo de la Conferencia del Episcopado Latinoamericano en Aparecida (Brasil) o del Congreso de Teología en Madrid, como numerosas las informaciones de los muchos colectivos cristianos de base, empeñados en conseguir esa utopía de que “Otro Mundo es posible, otra Iglesia también”.

Toda esta intercomunicación entre las comunidades de un lado y de otro, este compartir de vivencias, de problemáticas que a todos nos atañen, este anhelo por vivir teniendo a Jesús como referencia vital, supone una gran riqueza para todos nosotros: se nos ensancha el horizonte, nos abrimos mucho más a los problemas e inquietudes de unos y de otros, aprendemos a vivir más que como ciudadanos de un país concreto, como ciudadanos del Mundo.

Hemos constatado cómo el Reino crece por las cuatro esquinas del mundo, más allá de la oscuridad, de la miseria y de la muerte, que los pregoneros de lo viejo siembran, hemos logrado intuir, cómo desde el margen, como siempre ha sido, el Reino irrumpe, derribando la oscuridad…somos sus testigos y pretendemos ser sus servidores…

REDOBLEMOS PUES HERMANOS EL ESFUERZO…EL NOS HA DADO EL PODER DE COMBATIR LA EXPLOTACIÒN, LA INJUSTICIA, LA OPRESIÒN PARA TESTIMONIAR Y SERVIR A UN REINO QUE YA ESTA EN MEDIO DE NOSOTROS(Lc. 11,20)

No podemos, pues, más que valorar como muy positiva esta breve experiencia de la RED MUNDIAL DE COMUNIDADES ECLESIALES DE BASE.

Para cualquier contacto con nosotros, pueden escribir a : reddecomunidades@adinet.com.uy

29 de Septiembre de 2008

Últimos artículos

Dios está más allá de ser 1 y de ser 3. No es nada de lo que es. Es fuente de todo lo que...

fe adulta Mt 28,16-20 Es verdad que la Biblia dice que Dios hizo al hombre a...

La Confederación de Clarisas de España y Portugal se desvincula de Belorado: «No se puede ser clarisa fuera de la Iglesia»

Religión Digital A través de un comunicado que deja la puerta abierta si 'reconocen el...

Monseñor Iceta, obligado a dialogar con las clarisas de Belorado y convencerlas de quedarse en la Iglesia

Religión Digital El arzobispo de Burgos teme que tenga que decretar la excomunión de la...

Noticias similares

Dios está más allá de ser 1 y de ser 3. No es nada de lo que es. Es fuente de todo lo que...

fe adulta Mt 28,16-20 Es verdad que la Biblia dice que Dios hizo al hombre a...

La Confederación de Clarisas de España y Portugal se desvincula de Belorado: «No se puede ser clarisa fuera de la Iglesia»

Religión Digital A través de un comunicado que deja la puerta abierta si 'reconocen el...

Monseñor Iceta, obligado a dialogar con las clarisas de Belorado y convencerlas de quedarse en la Iglesia

Religión Digital El arzobispo de Burgos teme que tenga que decretar la excomunión de la...