InicioRevista de prensaespiritualidadFernando Rivas Beraque: "En los primeros siglos, cada comunidad tenía su propio...

Fernando Rivas Beraque: «En los primeros siglos, cada comunidad tenía su propio Evangelio» -- Jesús Bastante

Publicado en

Enviado a la página web de Redes Cristianas

Autor de «San Justino, intelectual. Cristiano en Roma», publicado por Ciudad Nueva
Fernando Rivas Beraque: «En los primeros siglos, cada comunidad tenía su propio Evangelio»
«No somos capaces de descubrir el Antiguo Testamento como promesa de lo que se cumple en Jesús»
Fernando Rivas Beraque es profesor de Historia Antigua de la Iglesia y Patrología en la Facultad de Teología de la Universidad Pontificia Comillas y autor de numerosos libros. El último, «San Justino, intelectual. Cristiano en Roma» de Ciudad Nueva, el primero de una colección sobre los Padres de la Iglesia.
 

Últimos artículos

Pentecostés. El Papa invita a buscar armonía en el Espíritu Santo y no en sucedáneos -- Mireia Bonilla – Ciudad del Vaticano

Vatican News En la Fiesta de Pentecostés, el Pontífice nos recuerda la importancia del Espíritu...

El legado de Ignacio Ellacuría, ante la situación política actual de El Salvador -- Martha Zechmeister CJ, teóloga

Enviado a la página web de Redes Cristianas "Hay que reconocer incondicionalmente que estamos de...

Que venga el Espíritu de Dios y nos transforme -- Olga Consuelo Vélez Caro

Atrio La súplica de Olga al Espíritu de Dios que sigue actuando hoy y aquí...

Noticias similares

Pentecostés. El Papa invita a buscar armonía en el Espíritu Santo y no en sucedáneos -- Mireia Bonilla – Ciudad del Vaticano

Vatican News En la Fiesta de Pentecostés, el Pontífice nos recuerda la importancia del Espíritu...

El legado de Ignacio Ellacuría, ante la situación política actual de El Salvador -- Martha Zechmeister CJ, teóloga

Enviado a la página web de Redes Cristianas "Hay que reconocer incondicionalmente que estamos de...

Que venga el Espíritu de Dios y nos transforme -- Olga Consuelo Vélez Caro

Atrio La súplica de Olga al Espíritu de Dios que sigue actuando hoy y aquí...